Diletante y en rebeldía

Diletante y en rebeldía
Algunas cosas no las sabe,otras las ignora, y la mayor parte ni siquiera las sospecha

martes, 11 de septiembre de 2012

Lo que hacen los mejores profesores universitarios

En el día del maestro (sí, ya se que el día del profesor es otro día, pero quise publicarlo hoy), tal convenga leer, ya sea para disentir o para estar de acuerdo,, lo cierto es que vale la pena, un libro de Ken Bain,el director del "Center for Teaching Excellence" de la Universidad de Nueva York: "Lo que hacen los mejores profesores universitarios".
El autor evaluó a un grupo de 63 profesores que tenían algo en común, más allá de sus diferencias. Todos ellos habían logrado un gran éxito en la enseñanza, influyendo tanto en la manera de pensar como de actuar y de sentir de sus alumnos. Desde la perspectiva de sus alumnos, estos docentes llegaron a cambiar sus vidas.
Son profesores que asienta sus bases en la idea de que el conocimiento se elabora como producto de la interacción entre el docente, los alumnos y el material de estudio. El docente no es un mero transmisor y el aprendizaje es un proceso complejo por lo que un buen docente evalúa no sólo los contenidos sino en que medida el alumno es capaz de desarrollar pensamiento crítico y de interpretar la realidad en función de los nuevos conocimientos adquiridos y aplicar esos conocimientos a la resolución de problemas. También resultan de interés para el profesor el compromiso ético del alumno,la creatividad, la capacidad de hacerse preguntas, y autoevaluarse, etc.
Estos docentes saben que el aprendizaje es progresivo y que a los alumnos les cuesta cambiar los viejos esquemas mentales,y que la gente aprende cuando se siente involucrada en su aprendizaje.
El perfil humano y profesional de estos profesores tiene ciertas caracterísitcas comunes: 

  1. Conocen muy bien su asignatura, la historia de ésta y los problemas que se ha planteado y se plantea.
  2. Se exigen siempre más y esperan siempre "más" de los estudiantes.
  3. Proponen problemas similares a los de la vida cotidiana y desafían a los alumnos con tareas auténticas, a sabiendas de que van a contar con la ayuda necesaria.
  4. Animan a los alumnos a cooperar entre sí, a dialogar, a discutir y a comprometerse la clase y con el aprendizaje;
  5.  Diseñan tareas y objetivos de aprendizaje de complejidad creciente para promover la confianza en los estudiantes e infundirles ánimo.
  6. Buscan integrar el conocimiento impartido con el de las otras asignaturas.
  7. Buscan enseñar a comprender, aplicar, analizar, sintetizar y evaluar evidencias y conclusiones.
  8. Se comprometen con la comunidad universitaria. 
  9. Dan importancia al intercambio de información entre pares, aceptan críticas de iguales y buscan mejorar intectualmente.
No sé si es eso realmente lo que hace un buen profesor pero plantea retos interesantes que un profesor (o un maestro)  debería asumir aunque sea a medias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario