Diletante y en rebeldía

Diletante y en rebeldía
Algunas cosas no las sabe,otras las ignora, y la mayor parte ni siquiera las sospecha

lunes, 6 de octubre de 2014

Por Brasil y la Patria Grande, Dilma, a no aflojar que se viene la segundita nomás...

Dilma, la melhor

Dilma quedó primera...ciertamente, perdió votos con respecto al 2010, pero el desgaste de 12 años no es un tema menor, junto a las deudas pendientes que tiene el PT con los sectores sociales a los que aspira a representar, por no hablar del bombardeo mediático que buscar asociar PT=corrupción, presentar a un neoliberal convencido como un socialdemócrata, a una evangelista ultraconservadora de simpatías proyanquis como la salvación para la ecología, y a una prensa que opera con una navaja oxidada en favor de sus negocios como el paradigma del periodismo independiente.
 Quedar primero no implica que se vaya a ganar el ballotage, Aécio Neves, el opositor que relegó a la esperanza verde, Marina Silva, puede ganar si los votos de Marina Silva se le suman en segunda vuelta para derrumbar al PT, y a su proyecto inclusivo, y su aspiración de autonomía nacional apoyándose en su potencia económica,junto con los miembros Brics, y en la solidaridad sudamericana.
Está en juego no solo la suerte del Brasil en los próximos 4 años, sino también el rumbo de la Unasur, y el Mercosur, en los que Brasil tiene un peso considerable. No es extraño que desde EEUU y repetidoras se busque a toda costa el triunfo de un candidato maleable, que se pliegue a toda iniciativa del imperio, y que no ande diciendo verdades en la ONU.
Nadie dice que Brasil sea el paraíso de la inclusión social, y no dudo que hay decepcionados que esperaban más del PT, pero de vez en cuando mirar las otras opciones debería hacerles ver, que esta elección no fue entre Rosa Luxemburgo, Salvador Allende y Dilma Rousseff, y que el ballotaje tampoco será entre Salvador Allende y Dilma Rousseff...
Y aunque Brasil siga con sus devaneos de ocupar sillón permanente en el Consejo de Seguridad, y crea que como Brics es potencia, antes que resistente en un orden mundial injusto, no es lo mismo el compromiso- con sus bemoles- de Dilma con el Mercosur y la UNASUR, que la absoluta indiferencia cuando no desprecio de la hermandad sudamericana de sus rivales, ansiosos por tratados bilaterales con EEUU, y muchas, pero muchas, relaciones carnales con "el mundo".
El destino de Brasil no es solo suyo, aunque únicamente voten los brasileños, si hay algo que nos dejaron claro, Néstor, Chávez, y Lula desde el 2003, y sobre todo desde el 2005, y el "Alca...al carajo" de Hugo, es que no importa si la elección es en Brasil, Bolivia, Uruguay, o el país de Sudamérica que sea, siempre, se juega algo nuestro, el destino de la Patria Grande. 
Marina Silva quedó en el camino. Quedará por determinar que pasará con sus votantes. Para Dilma y el PT, el rival a vencer ahora es Neves...Brasil elegirá, si seguir apostando por un modelo que aspira a un Brasil para todos sus habitantes, aunque todavía falte para lograrlo, hermanado con el Sur, digno en sus posiciones internacionales, ambicioso, con deseos de grandeza, o un Brasil cuyo destino se decide en Nueva York, entre ejecutivos que brindan "Brasil is Ours", como relataba Eduardo Galeano en "Las venas abiertas de América Latina", libro que recibió-desde mi punto de vista- el elogio involuntario de Mario Vargas Llosa, que lo denominó la "Biblia del idiota". Porque si lo inteligente es ser un colonizado mental, déjenme idiota nomás, que las cadenas no me las pongo voluntariamente.
Desde aquí, contenemos la respiración, y algunos, además, hinchamos por Dilma, ¡¡¡Vamos por la segunda, compañera!!!
Dilma é nossa



No hay comentarios:

Publicar un comentario